Connect with us

Nación

Sheinbaum se refuerza con expriista de historial negro en Chiapas y Baja California

Foto: Especial

Claudia Sheinbaum anunció una serie de cambios en su Gobierno, destacando la creación de la nueva Coordinación General de Relaciones Institucionales, misma que estará a cargo de Amador Rodríguez Lozano. Quien tuviera polémicos pasos por las administraciones de tres gobernadores de Chiapas y con Jaime Bonilla en Baja California.

El comunicado oficial del Gobierno capitalino sólo menciona que Rodríguez Lozano “cuenta con amplia experiencia en la administración pública en distintos niveles de gobierno. Además, se ha desempeñado como Diputado Federal y Senador de la República”. Ambos cargos como militante del Revolucionario Institucional a finales de los 90 e inicios de los 2000.

Su último cargo fue, hasta el año pasado, como secretario general de Gobierno de Jaime Bonilla en Baja California. Gestión por la que, junto a otros 10 exfuncionarios, tendrá que comparecer en agosto próximo por cargos de corrupción y ejercicio ilícito del servicio público por el caso de NextEnergy y el posible desfalco de hasta 12 mil millones de pesos al erario bajacaliforniano.

En 2008, como ministro de Justicia de Chiapas, cargo igualmente creado para él por Jaime Sabines, Rpdríguez Lozano fue noticia nacional al presumir el decomiso de dos toneladas de cocaína en Tuxtla Gutiérrez. Solo para retractarse días después diciendo que en realidad se trataban de más de mil 800 paquetes de lactosa en polvo.

Te puede interesar: Realiza Sheinbaum cambios en su gabinete: destacan Turismo, Seduvi y Sibiso

COLECCIONISTA DE CONTROVERSIAS CONSTITUCIONALES

A lo largo de su trayectoria, Rodríguez Lozano ha sido señalado de ser un “mapache electoral” así como de estar vinculado con polémicos proyectos de ley. Como ocurrió cuando fue coordinador de gabinete de Pabloa Salazar Mendiguchía y trató de desaparecer la Gran Comisión del Congreso de Chiapas para que este se hiciera con el control legislativo.

El proyecto fracasó tras una controversia constitucional, como también pasó cuando, como colaborador de Sabines Guerrero, trató de cancelar las elecciones estatales de 2010. Esto mediante un proyecto de ley con el que los diputados locales asumirían las presidencias municipales y los alcaldes tomarían su lugar en el Congreso.

Tras 12 años de colaborar con gobernadores perredistas, se sumó al equipo de Manuel Velasco, quien lo nombró titular del Instituto de Administración Pública del Estado. Desde ahí operó la licencia para que Velasco asumiera como senador en 2018, último año de su mandato, solo para regresar un par de meses al gobierno de Chiapas, siendo, en los hechos, su propio sustituto.

Rutilio Escandón, actual mandatario de Chiapas, lo ratificó al frente del IAPE hasta que Bonilla ganó las elecciones de Baja California en 2019. Como secretario general de Gobierno, Rodríguez Lozano fue el principal operador de la “ley Bonilla” para que el gobernador ampliara su mandato de dos a cinco años, lo que le valió otra controversia constitucional en contra.

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones