Connect with us

Internacional

“Defendía a Cassez de un complot político nauseabundo”: Nicolas Sarkozy

Fotos: Cuartoscuro

El ex presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, volvió a romper el silencio respecto al caso de Florance Cassez, ciudadana francesa que fue acusada de secuestro durante la gestión de Genaro García Luna al frente de la Agencia Federal de Investigación (AFI) durante el sexenio de Vicente Fox y la Secretaría de Seguridad en el gobierno de Felipe Calderón.

Nicolas Sarkozy habló nuevamente sobre Florance Cassez para los semanarios Proceso y L’Express, a los cuales aseguró que sabía que tarde o temprano García Luna sería juzgado por su gestión como funcionario federal, entre las cuales estuvo el montaje de la supuesta detención de la ciudadana francesa y su pareja sentimental Israel Vallarta, presunto integrante de Los Zodiaco.

Este recordó el momento en que conoció a los padres de Cassez en 2007 cuando les recibió, a petición del diputado Thierry Lazaro, y le solicitaron que interviniera a dos años de su encarcelamiento y tras dictársele una condena de 96 años. Tras ello, comentó, pidió juntar todos los elementos, ante lo que consideró que era más difícil crearla culpable ante una “extravagante puesta en escena” que fue transmitida para televisión

Sarkozy señaló que fue a partir de 2008 cuando este comenzó a gestionar el traslado de Florance Cassez a Francia ante el gobierno de Felipe Calderón a fin de que ahí cumpliera su sentencia y que la “reducción” de 96 a 60 años de cárcel se dio en el marco de una de sus visitas a México para iniciar los trabajos para lo que sería el Año Francia-México en 2011.

Te puede interesar: Sarkozy será juzgado por corrupción

El ex mandatario francés declaró que fue en una de sus visitas a México donde este personalmente sacó el tema, algo que causó molestia en el entonces presidente de México quien le afirmó que era imposible su traslado “porque el clima político” no se lo permitiría. Fue entonces, mencionó, que toda la prensa mexicana le acusó de defensor de criminales para intentar manipular a la opinión pública en nuestro país.

Esto, según señala Proceso, provocó que dedicara de manera abierta a Florance Cassez la organización del Año de México en Francia, afirmando que con ello buscaba decirle al presidente Calderón que no se equivocara y que como él tampoco cedería ya que era una de sus compatriotas la que se encontraba encarcelada “a raíz de un complot político nauseabundo”.

Finalmente, Sarkozy contó cómo acudió a visitar al entonces Papa Benedicto XVI para conversar con él sobre el tema para pedirle que intentara orientar a la Iglesia de México a mirar el caso de la acusada, siendo ese el inicio del apoyo de algunos sacerdotes a Cassez, abriendo la posibilidad de que otras miradas comenzaran a señalar las incongruencias de su expediente hasta su liberación por una orden de la Suprema Corte de Justicia de la Nación el 23 de enero de 2013.

Comentarios

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones