Connect with us

¡Qué espectáculo…!

Covid-19 y el lado B de algunos “personajes” | ¡Qué Espectáculo…!

la “Rondalla Blanquiazul”, Enrique Alfaro, Lord Molécula, Thanos, Derbez, Espectáculo,la “Rondalla Blanquiazul”, Enrique Alfaro, Lord Molécula, Thanos, Derbez, Espectáculo,

El distanciamiento social, encierro al que nos hemos tenido que clavar para evitar que un gran número de posibles contagiados por Covid-19 mueran, ha sacado las versiones más infames de personajes que seguramente en condiciones “normales” no dejarían sacar su lado B.

Este casi mes de confinamiento “trajo a mi memoria” (diría Eduardo Manzano, como Arnoldo López Conejo en Una familia de 10), aquel programa sesentero con guiones de Roberto Gómez Bolaños “Chespirito” para Marco Antonio Campos “Viruta” y Gaspar Henaine “Capulina”: Cómicos y Canciones.

Uno de lo comediantes de mayor prestigio en la pantalla chica nacional, Eugenio Derbez lanzó un video en el cual un médico de la clínica X del IMSS decía que dicho nosocomio no tenía insumos. Una directora del Instituto le dijo que no era cierto, y el hijo de doña Silvia Derbez le reclamó que en lugar de desmentir arreglara la situación.

Al día siguiente, el propio director del IMSS, Zoé Robledo, lo desmintió de una vez por todas: “El doctor no trabaja ahí, está jubilado y era de otra clínica”, ¡toing….

Otra caso es el de un, ¿cómo se hacen llamar?, ah sí, vividor, que a sabiendas de tener covid-19, le valió pura madre y se dedicó a recorrer la alcaldía Benito Juárez.

Este tipo se burlaba de su condición y en sus redes sociales, al igual que todos lo de su especie, comentaba lo que a su parecer era cómico. Cuando la policía le echó el guante salió con su pastelazo: “Los médicos me dijeron que podía salir”, ¡no mamiblú!

Hoy este venezolano ya tiene dos denuncias y es probable que lo expulsen del país, ojalá sea junto a sus amigos “influencer”.

El momento musical antes del corte es del góber Silvano Aureoles.

Este simpático personaje canto a grito abierto que no seguiría las recomendaciones del Consejo de Salubridad, él solito podía con los “Caminos de Michoacán”.

Unos días después le pidieron que hiciera una toma dos para mostrar que alcanzaba los graves, pero sólo le salió “un chisguete”, y tuvo que, casi hincadito, pedir ayuda económica porque se dio cuenta que no era tan fácil.

Y hablando de dinero, perdón, de música, tocó el turno a la “Rondalla Blanquiazul”, integrada por el hidrocálido Martín Orozco; el sudcaliforniano Carlos Mendoza; el chihuahueño, digo chihuahuense Javier Corral; el duranguense (no del pasito), José Rosas Aispuro; el de las momias, Diego Sinhue; el queretano Francisco Domínguez; el ídolo de Quintana Roo, Carlos Manuel Joaquín; el tamaulipeco, Francisco García; y el de las Bombas… yucatecas, Mauricio Vila.

Este simpático bloque junto a su director, el defensor número 1 de los derechos de las mujeres (mientras no aborten, pues eso sólo lo decide Dios), Marko Cortés, se destaparon con su versión de “El Gusanito”, y pregonaron que cada uno manda en su entidad federativa y lo científicos o economistas no son competencia.

Para retomar el tiempo de los cómicos, uno de esos que cree que de repente se sintió con el poder de Gabriel Quadri y es momento de desaparecer a mexicanos que no sirven, se aventó la puntada de publicar en su tuit: “Si pudieran deshacerse del Coronavirus pero tuvieras que sacrificar un estado de la República. ¿Cuál sería y porqué Hidalgo? (sic)”.

Y si de bufones mediocres se trata, están Javier Lozano, ex secretario del Trabajo en el sexenio de su idolazo Felipe Caderón, y el propio ex jefe de Estado.

El primero, como es su personaje de farsante, publica una serie de desinformaciones que pueden poner en peligro la salud del respetable, mientras que el segundo no se cansa de afirmar que el pudo con la pandemia de la influenza (H1N1) en 2009, sin acordarse que el tipo subió impuestos y gasto un buen varo en una campaña en medios no sólo para influir miedo, sino ensalzar su figura. Eso sí, la lana salió de lo que había para insumos los cuales nunca llegaron.

Otro que está en campaña, “excusemua”, en el escenario es quien utiliza la botarga de Thanos, el archirrival de los Vengadores, y que interpreta Josh Brolin, el próximo “Góber precioso”: Enrique Alfaro.

Este jalisciense ha hecho la rutina del maloso del programa más de una vez, pero lamentablemente le pasará lo mismo que al mismísimo Thanos, que no diré por respeto a los que no han visto la cinta “Avengers: Endgame”.

Para el fin del serial estaba programado “El Zorro”, un tipo que se sentía norteño de 2000 a 2006, y después quiso pasar como de Guanajuato, pero que es más chilango que jugar burro entamaldo, pero al recibir la noticia de que pudiera estar en la mira de Hacienda, optó por ya no mostrarse en público desde hace algunos meses, por lo que AMLO tuvo que echarse un bomberazo.

Con un patiño llamado “Lord Molécula” buscó salirse por la tangente de algunos temas prioritarios en el país y eso le ha costado un bajón en su rating.
¿Qué daría el buen “Chespirito” por haber integrado a estos personajazos a Cómicos y Canciones?, nunca lo sabremos. Lo que sí tendrá respuesta en unos meses es quién se va a casa a reconsiderar su futuro porque el virus del Covid-19 se va a llevar a varios de estos aspirantes a comediantes.

🔥 También en La Hoguera:

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones