Connect with us

Nación

Riesgo por regreso a clases en escuelas sin agua en municipios de la esperanza

Riesgo por regreso a clases en escuelas sin agua en municipios de la esperanza

La crisis sanitaria por Covid-19 permanece en México y aunque se ha anunciado que se implementarán medidas para reactivar las actividades en el país las cuales serán graduales, existe una problemática, principalmente en escuelas públicas, pues el abasto de agua es insuficiente en diferentes regiones del país y se planteó un regreso a clases próximo con las nuevas medidas.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), la infraestructura de las escuelas, principalmente en localidades rurales y municipios considerados con alto rezago social, el 45 % de éstas carece de drenaje, el 20 % no tiene una red de agua potable e incluso se reveló que el 5% no tiene energía eléctrica en sus hogares o escuelas. Asimismo indicó en su reporte de 2019 que las acciones para superar esos problemas carecen de un eje articulador pues existen 13 intervenciones de diferentes orígenes por parte del gobierno.

Aunado a la escasez de agua, estas regiones rurales son las primeras en ser postuladas para que reanuden sus actividades sociales, escolares y económicas pues según los reportes proporcionados por la Secretaría de Salud son las zonas donde menos casos de contagio de coronavirus se han presentado, los que han sido denominados “municipios de la esperanza”.

“La mayoría de las escuelas de educación básica tiene carencias de INFE (Infraestructura educativa)”, señaló el INEE, del mismo modo, se comparó el porcentaje con los colegios del ámbito urbano y se halló que el 33 % de las escuelas rurales y de rezago social carecen de agua potable, mientras que esta situación ocurre únicamente en el 6 por ciento de los colegios ubicados en urbes. Aunado a ello, el 72% de los centros de estudio en zonas consideradas de alto rezago social no cuentan con sistema de drenaje, mientras que en las demarcaciones más urbanizadas solo el 16 %
lo tienen.

Algunos de los estados que presentan un alto rezago social y carencias en el suministro de agua son Guerrero y Oaxaca, en la primera entidad los casos de coronavirus continúan en aumento pues hasta el último reporte se detectaron 662 guerrerenses confirmados, 80 defunciones y 307 sospechosos de ser portadoras del virus, por tal motivo el gobernador guerrerense Héctor Astudillo sostuvo que las clases se mantendrán desde casa y no se regresará a las aulas como se había dictado por las autoridades federales de reiniciar el primero de junio.

El mandatario estatal abundó que hasta el momento no visualiza las condiciones para el regreso a clases en la fecha marcada, “entonces lo que tendremos que hacer es pensar cómo vamos a terminar el ciclo escolar actualmente, este que tendría que terminar los primeros días de julio”, indicó.

En cuanto al segundo estado, si bien es considerado como una zona con bajos casos de coronavirus, 217 afectados y 38 defunciones, es uno de los que tienen menos acceso a agua potable. De acuerdo con las nuevas medidas implementadas por la Secretaría de Salud denominadas ‘La Nueva Normalidad’, en Oaxaca podrán volver a sus actividades 203 municipios que no han presentado ningún caso de infección, ni entre las localidades vecinas.

Las regiones podrán volver a las actividades económicas, sociales y también un podrá declararse el regreso a clases con las medidas adecuadas sanitarias; sin embargo, en las escuelas se detecta un alto índice de falta de agua y drenaje, como se mencionó anteriormente, que imposibilitaría efectuar las medidas sanitarias como el lavado de manos.

Otros grados de la educación básica como lo es la primaria también reflejó un alto índice de fallas en la infraestructura pues al menos una de cada 5 escuelas no tiene acceso al suministro de agua potable, esto representaría el 21%. La cifra aumenta si se toma en cuenta a las escuelas de nivel secundaria pues en telesecundarias se registró el 29% y en planteles comunitarios 54% de esta falla.

En cuanto a los estados que tienen el índice más alto de acceso al líquido potable, Coahuila y Nuevo León se encuentran a la cabeza según la información proporcionada por el INEE. No obstante, en Coahuila se han reportado 667 casos confirmados de SARS-COV-2, la mayoría concentrados en Saltillo. De acuerdo con la dependencia estatal de Salud los últimos contagios se reportaron en niños de 3, 4, 10 y 11 años, que podrían ser un foco de infección si las actividades escolares se reanudan, principalmente en las zonas que no tengan disponibilidad de agua potable (6% mencionado) pues no podrían cumplir con las reglas de lavado de manos e higiene para evitar el contagio.

Nuevo León, aunque presenta una alta distribución del servicio, también muestra un incremento en los casos de Covid-19, al reportar 1,183 pacientes confirmados. El pasado 13 de mayo, el secretario de Salud, Manuel de la O. Cavazos, aseguró que las cifras podrán ir en aumento pues las medidas de aislamiento se han relajado.

Si bien el regreso a clases en algunas regiones no se prevé para el primero de junio, podría significar una alerta para los sectores pues funcionarios sanitarios han aclarado que el virus no se irá del país y que habrá que aprender a vivir con él hasta que se encuentre una cura. Del mismo modo, han indicado que la reapertura gradual de las actividades no significa que se deban relajar las instrucciones de protección pues podría surgir un rebrote del virus.

Más en LaHoguera: Crece número de muertos por alcohol adulterado en Puebla

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones