Connect with us

Nación

Niñas de 6 a 11 años, principales víctimas de abuso sexual, alertan

Niñas abuso sexual
Archivo

Acorde con el Consejo Ciudadano de la Ciudad de México, las niñas de 6 a 11 años son las principales víctimas de abuso sexual, perpetrado casi siempre por varones conocidos de la menor, y que suele durar de 1 a 3 años seguidos.

Los alarmantes datos, derivados de un análisis de una centena de casos atendidos por la organización, arrojan que las menores del sexo femenino son quienes sufren principalmente de los abusos sexuales, con 80% de los casos.

La edad predominante de abuso sexual es de 6 a 11 años, con 35% de los casos (3 de cada 10), siguiéndole el rango de 2 a 5 años con 28%.

En el caso de los niños, la edad en que principalmente sufren el delito es el rango de 2 a 5 años, con 36%, en segundo lugar se encuentra el rango de 6 a 11, con 29%.

Victimarios: familiares y conocidos

Al respecto de quienes perpetran el crímen, éstos son principalmente del sexo masculino, en 96% de los casos y el 4% restante del sexo femenino. La edad principal del abusador es de 36 a 40 años, con 20%; y en segundo lugar de 26 a 30 años, con 12%; y, en tercer lugar, con 10%, son mayores de 70 años.

Los padrastros y los abuelos acaparan 30% de los reportes, cada uno con la mitad; le siguen los tíos, con 13%; el padre con 11%, los primos en 10%; los vecinos en 8%; los maestros en 7% y los hermanos con 3%.

De igual forma, el delito suele ocurrir en la casa de la víctima, que en el análisis del Consejo Ciudadano acaparó 69% de los casos, seguido con 8% de la escuela, y compartiendo 6%, la casa de los abuelos y la calle. Asimismo, el 21% de los casos ocurrieron en un periodo de 1 a 3 años y otro 20% en el tiempo de 1 a 11 meses, por lo que se reitera la ya sabida información sobre la frecuencia y durabilidad alargada de los abusos.

Modus operandi y signos de alerta

En el comunicado de la organización, se detalla que los agresores se esfuerzan en mostrar empatía y generar confianza para llevar a la víctima al lugar donde cometerá el delito. De igual forma recurrirá al miedo para tratar de manipular a los niños con el propósito de mantener el secreto.

Las actitudes que comúnmente usan de pretexto los abusadores para interactuar con los menores sin la supervisión adulta, son las siguientes:

1.- Contacto físico: jugar a las cosquillas o al doctor, dar o pedir besos, acostarse juntos.

2.- Comprar juguetes.

3.- Buscar actividades aisladas: regularización de clases, invitarlo a jugar en su casa o pedir que lo acompañe a sitios solos como azoteas.

Recomendaciones

Para evitar este problema, el Consejo escribe que es importante que los padres hablen abiertamente con los niños y niñas sobre límites corporales, enseñarles que su cuerpo es suyo y que absolutamente nadie puede tocarlo, y dejarles claro que deben negarse a realizar algo que no quieren y a guardar secretos.

De igual manera, se recomienda fortalecer la confianza en los menores y que cuando algún niño o niña abra el tema, los adultos les crean, no les juzguen y se les reitere que lo ocurrido no es culpa de ellos.

«El Consejo Ciudadano tiene disponible para los cuidadores primarios (mamá/papá/abuela/abuelo/etc.) la línea infantil, el 5533 5533, las 24 horas, con la cual pueden contar con un grupo de especialistas para saber qué hacer en caso de sospecha de algún evento hacia los niños y niñas», finaliza el comunicado.

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones