Connect with us

A Fuego Lento

¿Dejaron morir solo a Ebrard con su 80% de probabilidad?

¿Dejaron morir solo a Ebrard con su 80% de probabilidad?

Otra vez, Trump se mete en los caminos de Andrés Manuel y compañía justo cuando aseguraban que todo va viento en popa. Apenas una hora después de que Marcelo Ebrard dijo que existe un 80% de probabilidades para llegar a un acuerdo sobre los aranceles, el líder del movimiento MAGA consideró competente decir que, en efecto, habrá negociaciones con el gobierno de la 4T. Una vez las tarifas fueran impuestas, es decir, tan pronto como el daño estuviera hecho.

Si esta movida no es sorprendente, ya que Trump se está especializando en poner en jaque los planes de Andrés Manuel y Ebrard, esté consciente de ello o no, la reacción mexicana si es de resaltarse. A la ya amplia comitiva del canciller se sumarían los secretarios de Hacienda, Defensa y Marina, confirmados por el presidente y su vocero, además de que se dejó abierta la puerta a sumar a Gobernación para tratar el tema migratorio y al autonomísimo fiscal Gertz Manero —quien recibe a quien AMLO le dice—para ver la estrategia contra narcotráfico.

Esta poderosísima delegación que constaría de no menos de 6 secretarios de Estado, miembros de la Oficina de la Presidencia, legisladores de Morena y el líder de los empresarios mexicanos se fue desmoronando apenas Trump dio el anuncio. Primero, el vocero Ramírez Cuevas aclaró que no iría nadie de Gobernación, porque el tema migratorio cae en la cancha de Ebrard. Luego, su asistente desmintió a punta de whatsapps a su jefe, aclarando que ni el general Sandoval ni el almirante Ojeda acudirían. La puntilla fue cuando el equipo del secretario Urzúa hizo lo propio.

Así, el gabinete emergente de Ebrard se quedó manco y cojo de golpe. Después de todo, ¿qué caso tiene desgastar a las Fuerzas Armadas y a la Hacienda pública si Trump ya dijo que cualquier acuerdo se hará una vez ahogado el niño? Cualquiera pensaría que es en estos momentos cuando más necesitaría el canciller del respaldo presidencial, pero no fue así. ‘Pues no llegaron’, parafraseando a Andrés Manuel.

Daño que parece inevitable para el país y un golpe durísimo para Ebrard en su carrera por la Presidencia. Al cual abonan los rumores de que la no-primera dama Gutiérrez Müller y su familia no ven mal el darle las gracias e incorporar como canciller a su tía, la embajadora Martha Bárcenas. Así como el que Ricardo Monreal, oliendo el peligro, pintó su raya y prefirió mandar a Héctor Vasconcelos —el original canciller de Andrés Manuel— en representación del Senado. Ya solo falta que a Claudia Sheinbaum se le ocurra hablar de la Línea Dorada.

Ponen a Sheinbaum en la hoguera por “niños con falda” y recula

Este martes la mandataria se vio en la necesidad de matizar su discurso del día anterior, en el cual mencionaba que las niñas podrían asistir a la escuela con pantalón y los niños con falda a escuelas de nivel básico.

Desde el lunes la noticia no cayó bien a todos los padres de familias y entre los sectores más conservadores, como el Frente Nacional por la Familia (FNF), quienes se manifestaron en redes sociales contra la iniciativa colgando toda clase de adjetivos a la mandataria capitalina.

Al parecer la jefa de Gobierno se enteró de la hoguera que se estaba encendiendo y este martes metió reversa. Al entregar una serie de apoyos a una escuela de Azcapotzalco, la mandataria dijo que ella solo se refería a las niñas, pues es casi obligatorio que ellas lleven falda hasta con las inclemencias del clima frío. Luego: “Después me preguntaron si los niños pueden llevar falda, dije bueno, pues sí, si quieren también pueden llevar falda, pero sencillamente es un programa que apoya a las niñas y las madres de familia, la verdad”.

Lo curioso es que la mañana del lunes (cuando hizo el anuncio) leyó su discurso, como de costumbre, y dijo textualmente: “Creo que quedaron atrás las épocas en donde las niñas tenían que traer falda y los niños tenían que traer pantalón (…) los niños pueden traer falda si quieren y las niñas pueden traer pantalón si quieren, eso es una parte de la equidad, de la igualdad”.

Ahora bien, de hecho solo algunos grupos protestaron; otros más aplaudieron. ¿Por qué habrá reculado doña Sheinbaum? Y que conste que es una pregunta que viste rigurosa falda.

Comentarios

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones