Connect with us

Metrópoli

A 100 años del natalicio de Amalia Hernández

Amalia Hernández es la fundadora del Ballet Folklórico de México, emblema del arte dancístico por impulsar e interpretar los bailes populares del país.

Nació en la Ciudad de México. Sus padres fomentaron, a temprana edad, su desarrollo en las artes, sin imaginar que Amalia dedicaría su vida a la danza. A sus 17 años ingresó a la Escuela Nacional de Danza, dirigida por Nellie Campobello, donde comenzó sus estudios de ritmos indignes y danza española.

Amalia formó parte del elenco de la emblemática obra “30-30” de Campobello, que tiempo después comentó con Cristina Pacheco: “Yo iba vestida de rojo. Imagínate, he de haber parecido una revolucionaria bolchevique. Me emocionó mucho estar ahí, en el escenario, frente al público”.

Al terminar su relación con Nellie Campobello, decidió especializarse en el arte mexicano, apoyada por el maestro Miguel Covarrubias, que a partir de una profunda investigación logró escenificar la esencia de cada región en sus coreografías.

En 1952 fundó el Ballet Folklórico de México, creó más de 60 bailes regionales, y a la fecha su compañía se sigue presentando a nivel nacional e internacional, con la participación de más de 600 integrantes. La bailarina falleció el 5 de noviembre del 2000.

El Instituto Nacional de Bellas Artes festejó el centenario de la bailarina el fin de semana pasado con una función de gala en el Palacio de Bellas Artes y con la presentación del libro conmemorativo “El Ballet Folklórico de México de Amalia Hernández”. Sin embargo, su compañía continuará festejando el centenario de su fundadora con presentaciones en el Festival de Guanajuato y una gira por Sudamérica, en octubre.

Comentarios

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones