Connect with us

Nación

¿Sabes cuál es la principal causa de discriminación en México?

Conferencia de la Enadis 2017
Foto: Ana Añorve

La apariencia es el principal motivo de discriminación en México (la cual incluye tono de piel, peso o estatura, así como forma de vestir o arreglo personal), según concluyó la Encuesta Nacional sobre Discriminación (Enadis) 2017.

El 56.5 por ciento de los hombres y el 51.3 por ciento de las mujeres encuestadas, de 18 años y más, afirmaron haberlo experimentado; le siguieron los motivos por creencias religiosas, con 32.3 por ciento mujeres, 24.8 hombres; por sexo, con 29.5 por ciento las mujeres y 5.4 por ciento los hombres; manera de hablar, 27.7 por ciento hombres y 16.7 mujeres; edad, 26.9 hombres y 25.9 por ciento mujeres; lugar donde vive, 21.7 por ciento hombres y 17.7 mujeres; clase social, 19.7 por ciento hombres, 16 por ciento mujeres; y orientación sexual, 3.7 por ciento mujeres, 2.8 hombres.

Este lunes, en conferencia de prensa, se presentaron los resultados de la Enadis, como parte de un ejercicio para visibilizar la discriminación, comprenderla y así poder modificarla, de acuerdo con dicho estudio.

La investigación fue un trabajo en conjunto realizado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

“La Enadis ilustra cómo la discriminación existe y opera en todo el cuerpo social, de manera que afecta todos los ámbitos institucionales: las familias, las comunidades, las escuelas, los centros de trabajo, las iglesias, las instituciones gubernamentales”, señaló Alexandra Haas, presidenta del Conapred.

Alexandra Haas, presidenta del Conapred.

Aseguró que la encuesta permite conocer y entender la magnitud de los prejuicios y “cómo estos se concretan en conductas individuales y prácticas institucionales que terminan por impedir la igualdad”.

En el país, Puebla (28.4 por ciento), Colima (25.6 por ciento), Guerrero (25.1 por ciento), Oaxaca (24.9 por ciento) y Morelos (24.4) son las cinco entidades con la más alta prevalencia de discriminación.

De acuerdo con la encuesta, los motivos más frecuentes de discriminación en estos casos fueron la apariencia, las creencias religiosas y el género.

Asimismo, la Enadis encontró que al 23.3 por ciento de la población de 18 años y más, en los últimos cinco años, se le ha negado injustificadamente alguno de los siguientes derechos: la atención médica o medicamentos, la atención o servicios en alguna oficina de gobierno, la entrada o permanencia en algún negocio, centro comercial o banco, recibir apoyos de programas sociales, y obtener algún crédito de vivienda, préstamo o tarjeta; siendo ‘la posibilidad de recibir apoyos de programas sociales’, el derecho que más se ha negado, con 53.7 por ciento en el caso de las mujeres, y 35.3 por ciento en los hombres.

Al respecto, Mónica González Contró, investigadora de la UNAM, indicó que “hay un vínculo directo entre discriminación y la negación de los derechos humanos”. Para la abogada, la discriminación es un fenómeno complejo y multidimensional que debe ser abordado desde diferentes perspectivas.

Mónica González Contró, abogada e investigadora, en representación de la UNAM.

Recordó que dentro del campo de los derechos, es necesario distinguir el trato diferenciado de la discriminación, puesto que el primero implica aceptar la diversidad de las personas y la necesidad de establecer un trato de acuerdo con sus características; mientras que el segundo supone que las diferencias entre los grupos o individuos denotan la superioridad de unos sobre otros.

“Cuando se discrimina se le niega el valor de las personas, se menosprecia el valor que les es inherente por el sólo hecho de ser personas, y en consecuencia la validez y vivencia de sus derechos”, recalcó Luis González Pérez, presidente de la CNDH.

De izquierda a derecha: Edgar Vielma Orozco (director general de Estadísticas Sociodemográficas del Inegi), Luis González Pérez (presidente de la CNDH), y Julio Santaella Castell (presidente del Inegi).

Tal es el caso de las personas trans, personas gays o lesbianas, indígenas, trabajadoras del hogar remuneradas, con discapacidad, y personas mayores, que según los mexicanos encuestados, son los grupos sociales a los que menos se les respetan sus derechos.

De igual forma, se vio un aumento de la población que justifica ‘mucho o algo’ llamar a la policía cuando hay jóvenes reunidos en una esquina, con un 39.8 por ciento. Aguascalientes, Tlaxcala, Zacatecas Guanajuato, y San Luis Potosí, son los estados con los porcentajes más altos en esta categoría.

Y el 63 por ciento de las personas encuestadas estuvo de acuerdo con la frase de prejuicio “La mayoría de las y los jóvenes son irresponsables”, convirtiéndose en la más alta dentro de ese reactivo. Según observó Edgar Vielma Orozco, director general de Estadísticas Sociodemográficas del INEGI, tales cifras indican una fuerte discriminación hacia los jóvenes del país.

 

“La igualdad, que por mandato constitucional debería ser el centro de nuestra democracia, resulta ilusoria. Los datos del Enadis nos indican que no hay igualdad en México”, resaltó la presidenta del Conapred. Dijo que una de cada cinco personas reportó haber sido discriminada el último año.

“Gracias a la Enadis, tenemos primera vez evidencia empírica de cómo la discriminación se agudiza cuando se acumulan las características o identidades de grupos que han sido históricamente discriminados”, reiteró Haaz.

Evidencia de ello son los datos recopilados sobre dichos sectores: cuatro de cada 10 de personas indígenas declaró que fue discriminada por su origen étnico, así como 58.3 por ciento de las personas con discapacidad por su condición, mientras que 41.7 por ciento vivió esa situación por sus creencias religiosas.

En ese sentido, Mónica González aseveró que la información conseguida por la Encuesta proporciona “insumos” para un diagnóstico de la discriminación y la formulación de políticas públicas para hacerle frente: “La igualdad descansa en la posibilidad de deconstruir prejuicios, cuestionar esquemas, fomentar la tolerancia, para que todas y todos podamos ser aceptados y ver reconocida nuestra dignidad como personas”.

Por su parte, el titular de la CNDH subrayó que no sólo las autoridades deben combatir la discriminación, sino que se trata de un esfuerzo de toda la sociedad en general. “La discriminación es una distinción ilícita, una práctica que al negar el principio absoluto de la dignidad humana, vulnera los cimientos mismos del sistema democrático y la institucionalidad propia del mismo”, declaró.

Enadis 2017 vincula discriminación con desigualdad económica

Comentarios

  • Conferencia de la Enadis 2017

    Conferencia de la Enadis 2017

  • Mónica González Contró, abogada en investigadora en representación de la UNAM

  • De izquierda a derecha: Edgar Vielma Orozco (director general de Estadísticas Sociodemográficas del Inegi), Luis González Pérez (presidente de la CNDH), y Julio Santaella Castell (presidente del Inegi).

  • Alexandra Haas, presidenta del Conapred.

  • Conferencia de la Enadis 2017
Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones