Connect with us

Nación

¿Qué recomendó la OMS a los países tras declarar a la viruela del mono como Emergencia de Salud Pública Internacional?

Viruela del Mono: ¿Qué es, cómo se contagia, síntomas y cuál es su tasa de mortalidad?

El director de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, anunció este sábado que el actual brote de viruela del mono o símica es ya una Emergencia de Salud Pública de Preocupación Internacional. Ante eso, emitió una serie de recomendaciones para cuatro grupos de países según su situación y capacidades epidemiológicas que atraviesan respecto al monkeypox.

Para los países que no tienen antecedentes de la viruela del mono en población humana o no han detectado nuevos casos en más de 21 días, o Grupo 1, pidieron establecer y activar mecanismos de coordinación para fortalecer la respuesta a la enfermedad y detener la transmisión de persona a persona; asimismo, llamaron a intensificar la vigilancia epidemiológica de enfermedades y la capacidad de detección capacitando a los trabajadores de la salud.

Junto a esto, también solicitaron planificar intervenciones para evitar la estigmatización y discriminación contra cualquier individuo o grupo de población que pueda verse afectado por la viruela símica, así como crear conciencia sobre la transmisión del virus que la provoca, las medidas de prevención y protección relacionadas.

Te puede interesar: Declara la OMS Emergencia de Salud Pública Internacional por la viruela del mono

Además, la organización liderada por Tedros Adhanom Ghebreyesus pidió enfocar la comunicación de riesgos y esfuerzos de apoyo comunitario en entornos y lugares donde se llevan a cabo encuentros íntimos e informar inmediatamente al organismo de los casos probables y confirmados.

Para el Grupo 2, o Estados con casos importados o que experimentan transmisión del virus de la viruela del simio de persona a persona, convocó a realizar acciones de respuesta con el objetivo de detener la transmisión del virus de la viruela símica con un enfoque prioritario en comunidades con alto riesgo de exposición, que pueden diferir según el contexto e incluir hombres homosexuales, bisexuales y otros hombres que tienen relaciones sexuales con hombres. Asimismo, llamaron a proteger a individuos inmunodeprimidos, niños y mujeres embarazadas, quienes son vistos como grupos vulnerables de contraer la enfermedad y desarrollar un cuadro grave.

Esta llamó también a la mitigación de riesgos limitando en algunos contextos el contacto piel con piel u otras formas de contacto cercano mientras haya síntomas, así como la reducción del número de parejas sexuales cuando sea relevante. Además, pidieron dialogar con organizadores de reuniones para aplicar un enfoque basado en el riesgo a la celebración de tales eventos y discutir la posibilidad de posponer eventos para los cuales no se pueden implementar medidas de riesgo.

En materia de vigilancia y salud pública, la OMS solicitó a los gobiernos intensificar la vigilancia de enfermedades compatibles con la viruela símica; que les informen semanalmente los casos probables y confirmados; y fortalecer las capacidades de los laboratorios y de referencia de especímenes para el diagnóstico de la infección del monkeypox, así como la de secuenciación genómica.

En caso de presentar nuevos contagios de viruela del mono, pidió aislar a los pacientes brindándoles apoyo sanitario, psicológico, material y esencial para una vida adecuada. Asimismo, se les deberá asesorar sobre como minimizar el riesgo de transmisión posterior y llevar a cabo el rastreo de contactos de personas sospechosas, probables o confirmadas con la enfermedad.

Las sugerencias no terminan ahí, pues la OMS también recomendó considerar el uso específico de vacunas contra la viruela o la viruela del simio de segunda o tercera generación en personas en riesgo de exposición. Esto significaría que se podrían vacunar a trabajadores de la salud con alto riesgo de exposición, personal de laboratorio que trabaja con ortopoxvirus, personal de laboratorio clínico que realiza pruebas de diagnóstico para la viruela del simio y comunidades de alto riesgo de exposición, como personas con múltiples parejas sexuales.

En materia de viajes internacionales, se señaló que cualquier individuo con signos y síntomas compatibles a la infección debe ser considerado como caso sospechoso, probable o confirmado de viruela símica. Mientras tanto, cualquier caso identificado como contacto de esos contagiados no debe hacer ningún viaje hasta que se determine que no es un riesgo para la salud pública.

La OMS diseñó un hipotético Grupo 3 de países que pudieran identificar la viruela del mono en especies animales; para estos pidió llevar a cabo investigaciones y estudios de casos detallados para caracterizar los patrones de transmisión, incluidos los efectos secundarios o documentados en animales. Finalmente, a los Estados con capacidad de fabricación de contramedidas médicas, o Grupo 4, les insto a aumentar la producción y disponibilidad de diagnósticos, vacunas o productos contra la viruela y la viruela símica.

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones