Connect with us

Estados

“La tiranía en Puebla no ha sido desmontada ”, Fernández Noroña

Noroña Puebla Rafael Moreno Valle
Foto: Twitter / Fernández Noroña

La tarde de este domingo, durante el inicio de campaña de Miguel Barbosa en Puebla, el diputado federal Gerardo Fernández Noroña declaró que en Puebla aún continúa la “tiranía que encabezó Rafael Moreno Valle”. El diputado federal aseguró que el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia vencerá nuevamente como lo hizo en julio del año pasado.

Al tomar la palabra, como uno de los invitados especiales al arranque de la campaña electoral de Miguel Barbosa, Fernández Noroña señaló que en Puebla ha existido una tiranía y aunque “el tirano murió en un trágico accidente […] la tiranía no ha sido desmontada y hay que desarticulada pieza por pieza”.

Sobre ello, el diputado del PT agregó que para que eso sea posible no deberá quedar políticamente hablando nada de la “tiranía que encabezó Rafael Moreno Valle”, quien venía fungiendo los últimos meses como senador de la República hasta su trágica muerte con su esposa, la gobernadora de Puebla, Martha Érika Alonso.

Te puede interesar: ”A mí el poder no me seduce”: Barbosa al arrancar campaña

Además, Noroña señaló que Miguel Barbosa volverá a ganar las elecciones para gobernador porque el primero de julio de 2018 fue víctima de un fraude electoral que buscó despojarlo de su victoria, la cual parecía asegurada tras los triunfos de otros cargos como diputaciones, senadurías y presidencias municipales en el Estado de Puebla.

Posteriormente, vaticinó que esta vez “derrotarán a la derecha” sin dejar rastro electoral de la oposición, previendo que la victoria de la coalición, a la que pertenece su partido, será avasalladora, puesto que la oposición está hecha pedazos, “el PRI necesita respiración artificial”, aseguró Noroña.

Finalmente, también habló sobre el Partido Acción Nacional (PAN), del que mencionó ve una serie de divisiones que lo están mermando, sin embargo, hizo especial énfasis en su líder nacional, a quien llamó Marko «Aguaidó» y criticó por estar pidiendo apoyo de la OEA porque no cuenta con el apoyo del pueblo. En contraste, dijo, la popularidad de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) se sitúa en un 80%, estando seguro de que pronto llegará al 90% o rondará el 100% de aprobación.

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones