Connect with us

Nación

Ifigenia Martínez: la economista merecedora de la Medalla Belisario Domínguez

Ifigenia Martínez recibió hoy la medalla Belisario Domínguez en el Senado de la República por su aportación a la política y la academia de México, pero ¿qué la ha hecho merecedora del máximo galardón que otorga la Cámara Alta desde la 1954?

La senadora Ifigenia Martínez nació el 16 de junio de 1930 en los albores del recién creado Partido Nacional Revolucionario (PNR), el ‘maximato’ y la posrevolución. Pese al pensamiento predominante de la época, ella no solamente rompió el molde al acudir a la escuela, sino que logró culminando su licenciatura en Economía por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y posteriormente concluyó su maestría en Economía por la Universidad de Harvard.

Su talento la llevó a la academia para fungir como profesora de la UNAM a finales de la década de 1950 luego de ser una de las cofundadoras de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL); asimismo, recibió el premio nacional de Economía en 1960.

A la par, inició su andar político y administrativo como asesora en las secretarías de Hacienda y Educación Pública. En la política, ha destacado por su papel como legisladora, pues ha sido diputada en 3 ocasiones, senadora 2 veces y diputada constituyente de la Ciudad de México. Sin embargo, fue jefa de asesoría económica de la Presidencia de la República durante el gobierno de Gustavo Díaz Ordaz.

Te puede interesar: Entregan a Ifigenia Martínez la Medalla Belisario Domínguez

Durante ese periodo no solamente viviría el Movimiento Estudiantil de 1968 como parte oficialista sino también desde el lado reprimido al ser entonces directora de la Escuela Nacional de Economía de la Universidad Nacional Autónoma de México (1967-1970).

Esta relató en una entrevista con Joaquín López-Dóriga que el 17 de septiembre de 1968 fue detenida como parte del operativo del Ejército Mexicano para tomar Ciudad Universitaria. De esa manera, fue trasladada los separos de Tlaxcoaque, donde se encontraban las temidas oficinas del edificio de Policía y Tránsito del Departamento del Distrito Federal.

Ahí fue identificada por el general Luis Cueto Ramírez, jefe de la Policía, quien negó que los suyos hubieran tenido que ver en la toma del espacio universitario ante el reclamo que hizo Martínez Hernández. No obstante, esta fue liberada y enviada a su casa “como algo especial”, según contó.

Pese a ello continuó como parte del Partido Revolucionario Institucional (PRI) hasta 1988 en el marco de las nuevas elecciones presidenciales. Luego de ver impedido el avance de la “Corriente Democrática” por la postulación de Carlos Salinas de Gortari como su candidato, rompió con el partido junto a Porfirio Muñoz Ledo y Cuauhtémoc Cárdenas.

Tras ello apoyó la campaña del hijo del general Lázaro Cárdenas en su primer intento de llegar a la presidencia de la República, el cual fue frenado por el dudoso triunfo salinista, hecho que también reclamó el panista Manuel Clouthier hasta su muerte.

Junto a sus excompañeros priistas fundaron el Partido de la Revolución Democrática (PRD), del cual fue secretaria de estudios y programas y general donde coincidió con Andrés Manuel López Obrador (AMLO), contra quien competiría por la candidatura a la jefatura de Gobierno.

En este militaría 29 años de su vida, hasta 2018 cuando dejó al partido acusando agravios a la militancia en el pasado reciente. «La más dolorosa de todas fue haber aceptado la subordinación al proyecto presidencial del Partido Acción Nacional», apuntó para aceptar ser candidata externa de Morena al Senado de la República.

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones