Connect with us

Nación

El presidente de bancos niega recesión técnica

El presidente de bancos niega recesión técnica
Foto: Twitter

El presidente de la Asociación de Bancos de México (ABM), Luis Niño de Rivera, negó que la economía del país se encuentre en una recesión técnica pero aceptó un estancamiento económico.

En respuesta a los datos publicados esta mañana por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), que muestran que el Producto Interno Bruto (PBI) en México mostró un nulo crecimiento durante el tercer trimestre del año en comparación con el trimestre anterior, Niño de Rivera señaló que esos datos no son determinantes para hablar de una recesión técnica. 

En  conferencia de prensa el presidente de la ABM aceptó que “podemos hablar de un estancamiento y eso es correcto”; sin embargo, explicó que para que pueda hablarse de una recesión en el país tendría que haber una contracción generalizada y prolongada de la economía nacional. 

Asimismo, indicó que el desempeño de los diferentes sectores económicos es muy desigual, pero que en su conjunto hay cero crecimiento. “Lo importante es qué herramientas tenemos para darle la vuelta”, apuntó.  

Te puede interesar: PIB de México se estanca en el tercer trimestre: INEGI

Dijo que el Plan Nacional de Infraestructura que se presentará mañana martes detonará la inversión privada, el gasto público y se aceleran otras partes de la economía. La Asociación de Bancos de México (ABM)  espera invertir  600 mil millones de pesos en financiamiento para los proyectos de infraestructura de la mano de la iniciativa privada.

“Con el programa que se anunciará mañana empezaremos a ver los proyectos con nombre y apellido a los cuales hay que invertirles, yo definiendo eso debemos empezar a ejecutarlos, incluso este año”, aseveró.

Añadió que gracias a este plan nacional se puede esperar un crecimiento de 4% y que para ello es necesario que la inversión alcance 25% del Producto Interno Bruto

Respecto al Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF 2020), Niño de Rivera indicó que la disminución en el presupuesto no necesariamente debilita las instituciones, pero es necesaria la reflexión sobre lo que hacen y cómo lo hacen para eficientar el gasto público. 

“El sistema electoral mexicano es muy caro. Se gasta mucho dinero en partidos o elecciones, hay que replantear cómo hacer mejores elecciones con menos costos; el gobierno tiene que elevar la productividad del gasto del dinero que aportamos los ciudadanos», ejemplificó.

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad


Publicidad

Recomendaciones