Connect with us

Metrópoli

Se agotan materiales para labores de rescate en supermercados

  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

    Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

    Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

    Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

    Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

    Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

    Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

    Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

    Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.

  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.
  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.
  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.
  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.
  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.
  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.
  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.
  • Los anaqueles destinados para agua, latas de atún, lámparas, cuerdas, pilas, lentes de trabajo, multicontactos y material de curación lucen vacíos a 36 horas del sismo que pegó a la Ciudad de México. Las compras directas de involucrados en las labores de rescate y mantenimiento de albergues y de quienes las adquieren para donarlas para esas tareas han acabado con esos productos en los supermercados cercanos a los zonas más afectadas.
Leer más
Da Clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad

Síguenos en Facebook

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad

Recomendaciones

Copyright © 2017 - 2018 La Hoguera